La cercanía de la fase 2 de coronavirus moviliza a México y al gobierno

La cercanía de la fase 2 de coronavirus moviliza a México y al gobierno

Con Información de Expansión Política

A dos semanas de que se confirmara el primer caso de coronavirus (Covid-19) en México, la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró que se trataba de una pandemia, lo que en el país aumentó las alertas, aunque las autoridades sanitarias todavía no lo consideran una emergencia nacional.

“No hay duda de que (el coronavirus) es una epidemia, pero no reúne las características para ser considerado una emergencia (en México) en este momento, en este escenario uno”, dijo el jueves el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell.

¿En qué situación está México ante el Covid-19?

Actualmente, México se encuentra en la fase 1 de contingencia por coronavirus. Esto quiere decir que se han detectado “decenas de casos” –15c confirmados, 82 sospechosos– y todos son importados; es decir, que las personas se contagiaron en viajes al extranjero.

Por ello, las medidas que se toman en este escenario son solo de mitigación, lo que significa que la autoridad sanitaria debe emitir a la sociedad información sobre las acciones que tiene que tomar para protegerse de un posible contagio.

Y esa es la razón por la que el gobierno no ha tomado acciones extraordinarias como restringir la llegada de vuelos internacionales, cerrar fronteras, “prohibir” el saludo físico entre personas o cancelar eventos masivos.

Sin embargo, la Secretaría de Salud estima que en 15 días México pase a la fase dos de la contingencia –teniendo en cuenta el desarrollo del coronavirus en Europa y Estados Unidos–, y esto será por “cientos de casos” transmitidos de forma comunitaria, aunque no hayan viajado al extranjero.

En ese punto, ya empezará la restricción del saludo físico entre las personas, la suspensión de eventos masivos o concentraciones en cines, teatros, estadios y hasta playas, y la implementación de filtros sanitarios en centros educativos y laborales.

Comentarios